10 Consejos sobre la Oxitocina

La oxitocina es una hormona a la que se le asocian diversos efectos positivos sobre el organismo, como se ha explicado previamente. Resulta especialmente llamativo su papel como hormona favorecedora de las relaciones paterno-filiales, de la generosidad, de la empatía o de la monogamia; y desde luego causa sorpresa comprobar cómo pequeñas sustancias que son varias veces más pequeñas que una mota de polvo pueden provocar cambios tan a gran escala en el ser humano.


A continuación, se exponen una especie de consejos y recomendaciones a seguir respecto a esta hormona, por si ayudaran al lector a comprender mejor su función.


1. ¿Cuál es la función de la oxitocina?
 Se dice que la oxitocina es una sustancia con una doble función porque, a la vez que actúa como hormona, lo hace como transmisor de los impulsos nerviosos. Por ello, interviene tanto en procesos físicos como psicológicos.

2. ¿Se pueden comer productos con oxitocina? La oxitocina no se puede encontrar en ningún alimento, aunque se cree que algunos pueden estimular su producción, como son el chocolate, la leche animal; y algunas hierbas comunes como el tomillo, la hierbabuena, el eneldo, el hinojo, el romero y el perejil.

 

3. ¿Existe algún medicamento con oxitocina? Sí. La oxitocina fue sintetizada en los años 50 del siglo XX. ¿Esto qué quiere decir? Que, al contrario que otras hormonas, se sabe cómo producirla fuera del organismo. También significa que se pueden crear medicamentos a partir de ella, como de hecho existen.

 

4. ¿Se vende en farmacias? No. Los medicamentos con oxitocina sólo son manejados por especialistas y ningún ciudadano lo puede adquirir por su cuenta. Su aplicación se limita, además, a situaciones concretas relacionadas con el parto y el post-parto; y por los efectos secundarios que puede provocar, está extraordinariamente controlada.

5. ¿Hay alguna forma de que el organismo produzca oxitocina en un mayor modo? Se cree que ciertos alimentos estimulan la glándula pituitaria, lugar en el que se produce esta sustancia, aunque no se tiene la absoluta certeza sobre ello.

Lo que sí está aceptado es que existen una serie de acciones que pueden ir en favor de la secreción de oxitocina, como son las siguientes:

- Mantener relaciones sexuales: Durante el orgasmo se ha comprobado que el nivel de oxitocina en sangre se incrementa considerablemente.

- Las muestras de afecto: Tender la mano a alguien, abrazarse o besarse hacen que aumente el porcentaje de oxitocina.

- Tocar a una mascota: La sensación placentera que produce acariciar una mascota hace que se incremente el nivel de oxitocina. Es más, se ha comprobado que las personas con animales domésticos en sus casas tienen más hormonas de este tipo.

- Yoga: Los ejercicios de respiración y relajación contribuyen a crear una sensación de bienestar, detrás de la cual se cree que está la mayor producción de oxitocina que tiene lugar en esos momentos.

6. ¿Ayuda la oxitocina contra las enfermedades mentales? Se tienen evidencias de que las personas con autismo o con esquizofrenia tienen niveles significativamente menores de esta hormona en el organismo. No obstante, aún no existe ningún tratamiento efectivo contra estas patologías basado en la oxitocina, por lo que no se le puede considerar un remedio.

7. ¿Se usa la oxitocina en el parto? Sí. De hecho, es habitual su aplicación cuando se quiere inducir un parto, puesto que ayuda a dilatar el útero y, por lo tanto, a crear el espacio adecuado para que nazca el bebé. También se inyecta de forma posterior para evitar hemorragias internas en el útero, las cuales, aunque no son muy habituales, sí que se desencadenan en alguna ocasión.


8. ¿Tiene algún efecto secundario o es peligrosa?
En este apartado, podemos distinguir dos aspectos, como son el parto y el resto de situaciones:

- Efectos secundarios durante el parto: En la madre puede provocar deshidratación y, en casos aislados, rotura uterina. En el feto, puede hacer que incremente sobremanera su ritmo cardíaco o sufra taquicardias.

- Efectos secundarios generales: Puede estar detrás de la aparición de taquicardia, hipertensión arterial, arritmias, ataques epilépticos, hemorragias cerebrales, rotura uterina o hematomas pélvicos.


9. ¿Por qué se le llama “la hormona de la fidelidad”?
Se le llama tanto la “hormona de la fidelidad” como “de la fidelidad” o “del amor”. Esto es debido a que se tiene constancia de que las personas felices o con alta autoestima la atesoran en una mayor cantidad en el organismo, así como a los efectos beneficiosos que tiene sobre el estado de ánimo.


10. ¿Puede la oxitocina provocar un aborto?
Sí, de ahí que nunca se le administra a ninguna mujer embarazada, salvo en el momento del parto. Debido a los efectos que esta hormona tiene sobre la anatomía de una mujer, su toma durante el periodo de gestación podría hacer que perdiera a su hijo.

comments powered by Disqus